fbpx

El ataque a Pikara agrede a la libertad de prensa y al movimiento feminista Crónica, Crónicas desde el sofá, En red

Hemos dado una rueda de prensa, junto con Irantzu Varela, para denunciar las violencias que estamos sufriendo las periodistas y comunicadoras feministas.

Un momento de la rueda de prensa. / Foto: Txeng Meng (Flickr)

Esta semana hemos amanecido con pintadas fascistas en la redacción de Pikara Magazine. Tras la pertinente denuncia en la ertzaintza, donde nos confirmaron la inutilidad de este hecho porque “no iba a tener recorrido”, y después de recibir un montón de muestras de cariño y apoyo en el auzolan feminista que convocamos el mismo lunes por la tarde para no limpiar la pintada, sino “pasarla por encima”, hemos hecho una rueda de prensa para denunciar el ataque a la libertad de prensa y la inacción de las instituciones públicas.

Dar alas a políticos ultraderechistas para leer en público nombres de personas que reciben ayudas sociales, legitima actos como el de las pintadas. La legitimación de la extrema derecha en los medios de comunicación a gran escala, donde lanzan discursos de odio, alenta los ataques a pequeña escala como los que ha sufrido Faktoria Lila, la redacción de Pikara Magazine, el local de Ongi Etorri Errefuxiatuak o los murales antifascistas del barrio Bilbao La Vieja”, ha apuntado Andrea Momoitio, coordinadora de Pikara Magazine. Además, el ataque a la revista tiene la especificidad de que busca limitar la libertad de expresión de un medio de comunicación. Por eso, el ataque a Pikara agrade tanto al periodismo crítico y a la libertad de prensa, como al movimiento feminista.

Desde Pikara Magazine llevamos años denunciando que las violencias que sufren las periodistas y las comunicadoras de feministas a través de redes sociales. Por ello, en diciembre de 2018 registramos una petición en el Congreso, redactada por la abogada Laia Serra, en la que proponíamos una serie de políticas públicas para tratar de frenar las violencias a través de internet y pedíamos a las instituciones que cumplan con los tratados internacionales porque, entre otras cosas, tienen la obligación de monitorizar todas estas violencias e investigarlas. De momento, no hemos obtenido respuesta. Y es que, tenemos claro que las violencias digitales de “online” sólo tienen el canal, porque las consecuencias en los cuerpos y en las vidas de las compañeras que las sufren son reales. 

La comunicadora feminista Irantzu Varela, que comparte espacio y colabora con Pikara Magazine, ha denunciado también en la rueda de prensa el acoso y violencia que lleva sufriendo meses y que se han intensificado las últimas semanas. Su antiguo local de trabajo lleva tres pintadas con ataques personales en las últimas tres semanas, además se han publicado sus datos personales en una cuenta Twitter, que sigue abierta a pesar de haber sido denunciada y reportada en varias ocasiones. Que su número de teléfono, y otros datos personales, se haya publicado ha provocado que le lleguen decenas de mensajes de contenido sexual, con imágenes explícitas. “Lo que me está pasando no sólo tiene que ver con la normalización de los discursos fascistas en los medios de comunicación, sino también con la violencia estructural porque el sistema no está poniendo los recursos necesarios para evitarlo. Que no haya recursos es otra forma de violencia”, ha subrayado. “Es la obligación del estado defendernos, por eso tienen el monopolio de la violencia legítima, pero como lo no lo hacen sólo nos queda la autodefensa”, ha afirmado la comunicadora.

En la rueda de prensa también ha participado Itziar Gandarias, en representación del movimiento feminista de Euskal Herria, quien ha insistido en que la violencia no se puede quedar sin respuesta y ésta tiene que ser colectiva.

¿Qué otra herramienta, si no son las políticas públicas, podemos esperar cuando sabemos que la denuncia no sirve? ¿Qué más puede pasar? ¿Qué más tiene que pasar para que se tomen medidas?, son las preguntas que lanzamos desde Pikara Magazine.

Eskerrik asko

El equipo de Pikara Magazine queremos agradecer las muestras de apoyo y cariño que hemos recibido estos días, así como todos los comunicados y posicionamientos públicos de diferentes organismos y colectivos. También queremos dar las gracias al apoyo expreso recibido durante la rueda de prensa por parte de Sare Antifascista, Galtzagorri, la Coordinadora de grupos de Bilbao La Vieja, San Francisco y Zabala, Podemos Euskadi, EH Bildu y el movimiento feminista de Euskal Herria. Y damos un abrazo enorme a todas las personas que el lunes por la tarde vinieron a nuestra sede para recordarnos que no estamos solas.

Ya lo dijimos en el editorial del último anuario de #PikaraEnPapel, vamos a combatir el odio hablando, escribiendo, creando y tejiendo redes entre nosotras.

 

 

El ataque a Pikara agrede a la libertad de prensa y al movimiento feminista
0 votes, 0.00 avg. rating (0% score)

Revista que ofrece periodismo y opinión con un enfoque crítico, feminista, transgresor y disfrutón.

Uso de cookies

Nosotras también hemos sucumbido a las cookies y eso que no son de chocolate. Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies