“El asesinato de Marielle Franco mostró la amenaza fascista que ensombrece Brasil”

Mônica Benicio, compañera sentimental de la política brasileña Marielle Franco, asesinada el pasado mes de marzo, lidera ahora la lucha por los derechos de la población LGBTI en un Brasil que va a ser gobernado por la extrema derecha Jair Bolsonaro. “Las primeras víctimas serán sin duda la población negra, LGBTI y los más pobres”, asegura en una entrevista realizada pocas horas después de la segunda vuelta electoral. A pesar del golpe de las urnas, Benicio tiene esperanza en el cambio: “Confío en que estamos construyendo una revolución, pero Brasil necesita todo el apoyo y la solidaridad de las compañeras del mundo entero”.