fbpx

Espabila Participa

Nota: Esta es la sección de libre publicación en la que promovemos la participación de las lectoras. Publicamos contenidos que nos parecen interesantes aunque no coincidan con nuestra línea editorial ni con nuestros criterios de edición. Máximo 3 folios.

Leire Ugadi

Una mujer camina en un terreno de hierba y el viento hace volar su chaqueta

 

Ya, sí, te entiendo.

Pero joder; cuando te dije que debíamos conocer desde dentro

contra lo que estamos luchando

no

me refería

a que te lo

follaras.

Que te lo metieses hasta la cocina

no

que te lanzaras a su cama.

Que sí, que sé que los escasos orgasmos que te arranca

son extasiantes

pero eso, son pocos

y te exigen demasiado. Te hacen olvidar

todo eso por lo que has luchado. Ahora mírate,

no sabes si quieres joderlo

o seguir jodiendo con él.

Tienes más cara de lo segundo.

Preciosa, como siempre

peligrosa, como nunca. No digo que

aquel día que os encontrasteis fuese

del todo malo: algunas ni llegan a sospechar que existe, tú

lo viste. Saliste a la calle sin maquillar

y te distes de bruces contra ese maldito

amasijo de ideas erróneas

a la par que atractivas.

Pero que el haberlo reconocido –por tarde que lo hicieras– sea para

combatirlo, hostia, que de aliades anda sobrado

y sus apólogos

nos dan palique

por todos lados.

Te advertí de que intentaría comerte la cabeza

–igual que el coño, solo que con más destreza–

y tú que no, que eras fuerte

y yo que vale, pero él muy persistente.

Utiliza estrategias de desgaste

de esas que te anulan

sin ni siquiera tú enterarte. Para cuando te das cuenta

ya ha distorsionado hasta tu mejor parte

y no serás la primera en odiarse, cansarse

rendirse.

No pienses que te estoy echando en cara

tus incoherencias, sabes que me encanta verte

luchar contra ellas como una guerrera en esta odisea pero

asumiéndolas te veo tan… humana,

más real,

más cercana.

Te aseguro que en esos momentos, para no comerte a besos,

me cuesta un infinito aguantarme las ganas. Pero despierta, joder,

que hace tiempo que se nos ha hecho de día

y esa parte de tu conciencia parece seguir dormida.

En otros temas no me molestaría, ni te agobiaría

lo que pasa es que

este en concreto

maneja tu parte más nociva. Ya, sí, me estoy metiendo donde no me llaman

pero he sentido tus gritos en lo más profundo de la sororidad,

como una jodida patada y he tenido que venir corriendo

aunque no me reclamaras. Sabes que apoyo la pedagogía de

errores y caídas

de aprehensiones frente a doctrinas

pero no te puedo ver

tomando lecciones suicidas. Porque la más lista de esa

jodida fosa común en la que nos meten

nos ayuda más en la línea de frente

aún siendo mucho menos inteligente.

Venga, espabila

y ponte las botas.

O mejor empieza por las bragas; que no te vuelva a pillar en pelotas.

Espabila
0 votes, 0.00 avg. rating (0% score)

Revista que ofrece periodismo y opinión con un enfoque crítico, feminista, transgresor y disfrutón.

Uso de cookies

Nosotras también hemos sucumbido a las cookies y eso que no son de chocolate. Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies