Aquí falto yo Derecho a decidir

Y muchas otras lo sé. Falto porque yo aborté este verano. Tengo 37 años, dos hijas, trabajo y pareja estable.

De pronto sé que estoy embarazada y no quiero parir otra vez, no quiero tener más hijos, no quiero volver a estar embarazada. Nada se interpone entre una nueva maternidad y yo, es sólo que no quiero hacerlo.

Como dispongo de dinero me ahorro el trámite de la sanidad pública, he oído historias de pro-vida (su estilo de vida, desde luego) que atienden a embarazadas en la sanidad pública y ponen los pelos de punta. También sé del trato perfecto que profirieron a otras, pero ahora no quiero arriesgar.

Concierto una cita con la clínica que vió nacer a una de mis hijas. Son profesionales, amables, correctos. No debo ser la única que se ha visto en este caso, esta gente debe estar acostumbrada a todo tipo de situaciones.

Escucho la conversación que la secretaria está teniendo por teléfono, esta chica debe venir acompañada de uno de sus progenitores. Todo un drama si me hubiera ocurrido a mí.

Pienso ahora, mientras escribo esto, en todas las mujeres que ya no podrán decidir. Pienso en las que no tienen el dinero para asegurarse un aborto libre, pienso en todas aquellas que se verán obligadas a parir, en todas que podrían haber sido yo misma, pienso en mí pariendo y criando de nuevo y me angustio.

Yo aborté, igual que muchas otras antes, igual que muchas otras después. Aborté consciente y libre, segura. Aborté y hoy volvería a hacerlo y mañana y me gustaría que todas las que tuvieran que hacerlo pudieran sentir la profesionalidad, el cariño, la atención y la legalidad que sentí yo.

Ánimo amigas, nos vemos en las calles, a por ellos.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Print this page
Aquí falto yo
0 votes, 0.00 avg. rating (0% score)

¿Quieres debatir en un espacio tranquilo, seguro y libre de (machi)trols? Vente al foro de debate de Pikara Magazine

Revista que ofrece periodismo y opinión con un enfoque crítico, feminista, transgresor y disfrutón.

Comentarios recientes

  1. Pingback: Anónimo

Los comentarios están cerrados

Uso de cookies

Nosotras también hemos sucumbido a las cookies y eso que no son de chocolate. Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies