Literatura y sociedad: ámbito de interés para los estudios de género. Participa

El estudio de la relación entre la literatura y la sociedad representa un área de interés para las/os estudiosas/os de las ciencias sociales. En este sentido se han generado parcelas del conocimiento dedicadas a su estudio e importantes debates sobre la actualidad y la importancia de esta relación. Pero, yendo más allá en el vínculo entre literatura y sociedad, ¿qué relación se pudiera establecer entre la literatura, la sociedad y la perspectiva de género?

Nerea Azkona y Angie A. Larenas Álvarez. Antropóloga y Socióloga

Socias de Azkorenas ConsultorAs: Blog: http://www.azkorenas.blogspot.com.es/

Para contestar a esta pregunta partimos de la asunción de que la literatura es un medio de comunicación, que reproduce y disemina patrones de conducta, identidades, representaciones y el imaginario de quienes escriben y de la época en la que las obras son escritas. Elementos que, en su conjunto, pueden provocar un efecto en las/os consumidoras/es y/o pueden apoyar la reproducción, a nivel social, de los elementos antes mencionados.

Es decir, existe una estrecha interrelación entre literatura y sociedad. La obra literaria constituye una representación de los elementos ideológicos que priman en la época y en el contexto social en que es concebida. La ideología se constituye y se reproduce a partir de las formas en que lo que decimos y creemos se conecta con las estructuras y con las relaciones de poder en la sociedad en la cual vivimos.

Las referencias últimas en la obra literaria se vinculan a las diversas concepciones sobre la naturaleza humana y social, a saber: el cuerpo, el poder, las interpretaciones del pasado, las perspectivas sobre el presente y las proyecciones futuras, que tienen un firme asidero sociocultural.

Del mismo modo, tal y como plantea Eagleton (1998: 11), en el proceso de apropiación de la obra literaria “las sociedades rescriben, así sea inconscientemente, todas las obras literarias que leen. Más aun, leer equivale siempre a rescribir”. Por lo tanto, el consumo de una obra literaria no es un consumo pasivo, sino una interpretación del contenido de acuerdo a determinados parámetros también sociales y culturales; a través de lo que nos preocupa o interesa. De ahí que la literatura puede referirse “tanto a lo que la gente hace con lo escrito como a lo que lo escrito hace con la gente” (Eagleton, 1998: 8).

Desde esta perspectiva, la literatura tiene una profunda validez como fuente histórica y sociocultural. Se produce un diálogo entre la escritora o escritor, la obra literaria y la persona que consume la obra; con el entorno sociocultural como eje transversal. Por ello es especialmente importante el encaje de la obra en la sociedad en la que ha sido escrita.

La obra literaria es un puente entre la experiencia personal de quien escribe y la reproducción de las relaciones sociales en las que la escritora o el escritor se han socializado. Elementos que, en su conjunto, pueden provocar un efecto en las/os consumidoras/es y/o pueden apoyar la reproducción de su acervo ideológico a nivel social.

La relación entre literatura y sociedad se puede analizar, además, desde una perspectiva de género y con las herramientas teóricas de las teorías feministas. En este sentido consideramos que el género no es una categoría universal, sino un concepto derivado que se construye a partir de nuestra visión del mundo y de las relaciones de poder. Es nuestra interpretación de la realidad la que define nuestra percepción sobre los significados de las relaciones entre mujeres y hombres, de los cuerpos en la sociedad, del sentido de la igualdad, de la identidad y la diversidad. Del mismo modo, el lenguaje y los conceptos que utilizamos para entender el mundo son constitutivos de realidad, es decir, generan realidad.

Por lo tanto, nuestras apreciaciones sobre el/los género/s no existen independientemente de nuestras percepciones sobre el mundo. En relación con las desigualdades entre mujeres y hombres, estas no son simplemente la apreciación correcta de una constelación de fuerzas materiales, estables e inmutables, sino las construcciones mentales que sobre esas relaciones generamos. De este modo, el proceso mediante el cual las relaciones de género están representadas en las obras literarias constituyen un interesante campo de estudio.

En este sentido, las teorías feministas resultan especialmente útiles, porque brindan una visión crítica sobre los significados relacionados con las construcciones de género, para explicar la condición particular de las mujeres como grupo social oprimido, y para hacer aportaciones valiosas en un sentido emancipatorio.

En el fondo, el mensaje desde una perspectiva feminista no se reduce al disfrute de la igualdad entre mujeres y hombres en lo relativo a posición y poder. De lo que se trata también, y en esto pretendemos ser enfáticas, es de un cuestionamiento de la posición y del poder. Desde esta perspectiva y en relación con el análisis de los nexos entre literatura y sociedad desde una perspectiva de género, nos parece que pueden ser de interés no solo aquellas obras donde se sospeche una reproducción de los roles que oprimen a las mujeres, sino también aquellas narrativas donde se sospeche un desafío y/o una crítica a esa opresión.

De este modo, la literatura constituye un área de especial interés cuando se trata de la reproducción de las relaciones de género o de una mirada crítica a esas relaciones. Sobre todo teniendo en cuenta la importancia que a nivel de políticas públicas se intenta dar al consumo cultural literario y el protagonismo que históricamente ha tenido la literatura como medio de expresión y como objeto de consumo. Es especialmente interesante el estudio de la presencia y la influencia de las mujeres en la obra literaria, así como en las representaciones que las/os autoras/es sostienen sobre estas, y en los roles sociales que les adjudican.

En definitiva, lo que proponemos es destacar la relación entre literatura y sociedad como un área de interés para los estudios de género. Examinar las representaciones sobre las mujeres, cuáles son los roles que se remarcan, bajo qué condiciones se reproducen y con qué efectos sobre el conjunto de las obras. Se trata de ampliar, profundizar y mejorar el conocimiento sobre la relación existente entre la obra literaria y la sociedad, teniendo en cuenta la transversalidad del enfoque de género.

La finalidad es despertar el interés por un área de estudios específica de la producción cultural, e incidir sobre el consumo de obras que potencien las relaciones humanas en un sentido positivo. De manera que podamos aportar en un consumo literario que abogue por la igualdad y que remarque una visión crítica sobre la reproducción de discriminaciones; en elementos para su superación y para la sensibilización de la sociedad con respecto a esta realidad.

Referencias bibliográficas

AMORÓS, Cecilia (1994). Crítica de la razón patriarcal. Valencia: Pre-textos.

BARTHES, Roland et al. (1971). Literatura y sociedad. Problemas de metodología en sociología de la literatura. Barcelona: Martínez Roca.

BUTLER, Judith (2001). El género en disputa. El feminismo y la subversión de la identidad. México: Programa Universitario de Estudios de Género, UNAM.

CABALLERO, María (2003). “Género y literatura hispanoamericana”. Feminismo/s, nº 1, junio, Universidad de Alicante, Centro de Estudios sobre la Mujer, pp: 103-116.

COBO, Rosa (2011). Hacia una nueva política sexual. Las mujeres ante la reacción patriarcal. Madrid: Catarata.

FE, Marina (coord.) (1999). Otramente: lectura y escritura feministas. México: Programa Universitario de Estudios de Género-Facultad de Filosofía y Letras/ Fondo de Cultura Económica.

EAGLETON, Terry (1998). Una introducción a la teoría literaria. México: Fondo de Cultura Económica.

GUTIÉRREZ, Raquel (2004). Una introducción a la teoría literaria feminista. Puebla: Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, 2004.

VIVERO, Cándida (2011). “Género y literatura”. Espéculo. Revista de estudios literarios, nº 47, marzo-junio, en http://www.ucm.es/info/especulo/numero47/ligenero.html [consultado 1/02/2013]

Literatura y sociedad: ámbito de interés para los estudios de género.
0 votes, 0.00 avg. rating (0% score)

Comentarios recientes

  1. Fani

    Total y absolutamente de acuerdo. A veces parece que las que nos dedicamos a esto clamamos en el desierto, al menos aquí donde vivo yo. Feminismos sí, muy bien, pero tener que leer novelas no, gracias.

    En el link hay un link (valga la redundacia) a un manifiesto por la igualdad en este ámbito, seguramente ya lo sepáis pero tal vez alguna lectora (o algún lector) estén interesados en firmar o leerlo sin más.

    http://undergroaur.blogspot.com.es/2013/04/mayday-ausencias-en-la-cultura-i.html

    1. Nerea

      Gracias Fani por el link!! Me alegro un montón que te haya gustado, no estás sola, somos más que que pensamos el feminismo y la literatura juntos. Un saludo, Nerea

¿Y tú qué opinas? Exprésate con libertad, pero con respeto. Nos reservamos el derecho a eliminar comentarios discriminatorios, ofensivos o que consideremos inadecuados por algún motivo